lunes, 25 de febrero de 2008

Vallnord

Este fin de semana hemos ido en troupe a esquiar, cosa que no había hecho en mi vida. Elegimos alojamiento en La Seu d'Urgell y como destino las pistas de Vallnord en Andorra. Ni siquiera había visto nunca nieve directamente, ya que las pocas veces que ha nevado por Barcelona me había pillado fuera y a Andorra sí había ido pero no en época de esquí. Así que tocaba aprender y empezar de 0.
Hicimos snowboard, que la verdad no sé si debe ser más difícil que esquiar, unos dicen que cuesta más una cosa, otros que la otra. El sábado subimos al sector de Pal, en concreto a la estación de La Caubella. Allí algunos aprendimos con un monitor un par de horas, otros que ya dominaban un poco fueron a su aire. Vinieron bien las lecciones sobretodo para saber frenar y girar, ya que nada más ponernos a probar por nuestra cuenta era estar en el suelo cada 5 metros. En esta estación bajamos por pistas verdes y azules para pillarle el truco a la cosa.

Pal


El domingo fuimos a otra estación, esta vez Arcalís. Menos mal que no vinimos aquí el primer día sin tener ni idea, ya que tiene pocas pistas fáciles. Así que ya nos veis controlando la situación y tirándonos como si nada por rojas haciendo pluma y vueltas de 360º al segundo día. Lógicamente nos caíamos 20 veces, pero uno tiene que lanzarse y caerse para aprender.
Realmente para hacer snow las pistas verdes no valen nada, ya que son demasiados planas. En esquí supongo que puedes ir avanzando por ti solo o con ayuda de los palos, pero aquí tienes los pies juntos y como no vayas a saltos ya me dirás tú como avanzas en liso.


Arcalís

1 comentario:

Jose dijo...

ah! ¿pero hay nieve en las montañas cómo para ir a esquiar? Creia que sólo nevaba en invierno....