martes, 6 de mayo de 2008

Los balcones de Barcelona




Las paredes medianeras de los edificios quedan feas a la vista del paseante. Por eso hay soluciones para camuflarlas y embellecerlas, en ocasiones hasta convertirlas en auténticas obras de arte. Una de las técnicas utilizadas para ello es el trampantojo (o trampa ante el ojo). Este método, de bastante tradición por el Mediterráneo, consiste en pintar las paredes con grandes pinturas para simular la apariencia real y corpórea de las cosas, jugando con la perspectiva y otros efectos ópticos para engañar a la vista.
Un gran ejemplo de ello lo tenemos al lado del número 5 del Carrer dels Enamorats, con una pared de 400 metros cuadrados. Se pintó para las olimpíadas del 92, por el colectivo de artistas franceses La Cité de la Création. El dibujo de esta medianera simula una fachada modernista del Eixample, con sus tiendas y balcones en los que hay asomados unos vecinos muy particulares, personajes ilustres y famosos que han vivido en Barcelona: Antoni Gaudí, Pablo Picasso, Cristóbal Colón, Mercè Rodoreda, Francesc Macià o Mossèn Cinto Verdaguer.
Hace un par de meses hubo justamente un incendio en el número 5 de la calle, con dos heridas y 14 evacuados. Por suerte el fuego no afectó en nada el lateral de la manzana donde se encuentra el dibujo.

2 comentarios:

Vega dijo...

Realmente Barcelona esta llena de sorpresas...... tengo que replantearmelo, porque eso de vivir a dos pasos hace que por cercano dejes de visitar sitios que han visto hasta los mas alejados del mundo......
verguenza de mi mismo!!!!!

SAlu2

Agustín dijo...

guau, sin duda una obra de arte, se ve muy bonito y elegante..

ups! lo siento por el barça... perdio el superclásico como le paso a mi querido river plate contra boca (solo que no perdimos 4 a 1 ejem...ejem...)

;)

saludetes!!